Teníamos muchas esperanzas puestas en este día, después del calor que hemos pasado esta semana, por fin bajaban las temperaturas. Hemos salido del camping de Burgos a las 8 y media con una manga larga, yo pensaba que en cuanto empezara a pedalear tendría que quitármela pero para mí suerte no ha sido así y he hecho los 86 kms de la etapa con la manga larga puesta.

Queríamos hacer muchos kilómetros hoy, llegar al menos a Miranda de Ebro, así que ha sido bastante bajón cuando nada más salir nos hemos dado cuenta de que tendríamos bastante viento en contra. He llegado a dudar de que pudiéramos hacer tantos kilómetros pero por suerte la etapa era más bien de bajada y Chema se encontraba bien para ir el primero, así que he ido «chupando rueda» todo el tiempo😅

Durante todas estas jornadas la gente ha sido muy amable, suelen preguntarnos que si estamos haciendo el camino de Santiago, aunque vayamos en dirección contraria al camino 😅creo que la gente lo asocia con la bici con alforjas. Hoy nos hemos cruzado con varios de estos peregrinos y la verdad es que emociona ver a otra gente que va casi tan cargada como tú, que también van lejos y sufrirán lo suyo, y que nos saludamos con alegría desde nuestras bicis. Ya pasa en general con todos los ciclistas con los que nos cruzamos, casi siempre ciclistas de carretera, que nos saludan y dan ánimos, pero cuando te cruzas con algunos con alforjas, la emoción sube a otro nivel.

Hoy la ruta ha sido muy bonita, hemos notado que empieza a cambiar el paisaje y aunque personalmente al principio me ha afectado el viento y la amenaza de lluvia, luego he ido recuperando los ánimos por las cosas que íbamos viendo.

Se que es una tontería pero me ha hecho gracia ver que los girasoles iban locos hoy…

Hemos ido casi todo el tiempo por la carretera nacional, había muy poco tráfico y mucho arcén. Desde que hicieron gratuita la autopista que va paralela, casi no hay tráfico por la nacional.

Tal vez las vistas más bonitas las hemos tenido en la localidad de Pancorbo que nos ha ofrecido un paisaje muy chulo entre montañas y por su desfiladero. También al pasar por el Monastario de Rodilla hemos tenido muy buenas vistas y un camino muy agradable.

A primera hora de la tarde hemos llegado a Miranda de Ebro y hemos podido dar un paseo, nos ha gustado mucho la ciudad.

Última modificación: 9 septiembre, 2020

Comentarios

Comenta o responde a los comentarios

Tu dirección de correo no será publicada.

*